La violencia doméstica es un tipo de abuso. Por lo general, implica un cónyuge o pareja, exesposo, compañero, excompañero, novio, exnovio, provoca daño, dolor, sufrimiento, vergüenza, humillación a la mujer, por abuso de poder, sin llegar a causar un delito.

La violencia doméstica puede incluir diferentes tipos de abuso, como:

  • Violencia física: puede provocar lesiones como contusiones o fracturas (huesos rotos).
  • Violencia sexual: incluye la agresión sexual.
  • Abuso emocional: incluye amenazas, insultos, humillaciones y menosprecios. También puede implicar una conducta controladora, como decirle a la víctima cómo actuar o vestirse y no dejar que vea a familiares o amigos.
  • Abuso económico: implica controlar el acceso al dinero.
  • Acoso o acecho: contacto repetido y no deseado que causa temor o preocupación por la seguridad de la víctima. Puede incluir observar o seguir a la víctima. El acosador puede realizar llamadas telefónicas o mensajes de texto repetidos y no deseados.

Cabe destacar que la violencia doméstica afecta directamente al núcleo familiar, sin embargo, es difícil saber exactamente qué tan común es la violencia doméstica, porque a menudo no se reporta.

Pero sí sabemos que cualquier persona puede verse afectado por esta. La violencia doméstica puede sucederle a hombres o mujeres de todas las edades. Afecta a personas de todos los niveles de ingresos y educación.

¿Cuáles son las señales de que alguien es víctima de violencia doméstica?

Si cree que un ser querido puede ser víctima de violencia doméstica, conozca los diferentes tipos de abuso y observe estos signos.

Su amigo o ser querido:

  • ¿Tiene cortes o hematomas inexplicables?
  • ¿Evita amigos, familiares y actividades favoritas?
  • ¿Busca excusas por el comportamiento de su pareja?
  • ¿Se ve incómodo o temeroso con su pareja?

La pareja de su amigo o ser querido:

  • ¿Le grita o se burla de ella?
  • ¿Intenta controlarla tomando todas las decisiones?
  • ¿La chequea en el trabajo o la escuela?
  • ¿La obliga a hacer cosas sexuales que no quieren hacer?
  • ¿La amenaza con lastimarse a sí misma si la pareja quiere separarse?

¿Qué puedo hacer si soy víctima de violencia doméstica?

Para nosotros tu seguridad es la preocupación más importante. Si está en peligro de inmediato, repórtalo, comunícate con nosotros estamos para ayudarte, marca nuestra línea de Ayuda y Emergencia 100, o escribe al número de WhatsApp 9814-8454. Donde te atenderán las responsables de la Oficina Municipal de la Mujer, OMM y te darán la ayuda necesaria en Asesoría legal y atención psicológica.

UN DELITO NO SE DEBE CALLAR PARA AYUDA MARCA LA LÍNEA DE EMERGENCIA 100.

A %d blogueros les gusta esto: